13 febrero, 2017

Entrevista con Carmelo Suárez del PCPE

20 comentarios :

  1. Absurdos tras absurdos, habla de destruir al sistema capitalista pero manteniendo los bancos, jejeje ¿como se come eso?. Derechos de los trabajadores, -mientras haya trabajadores (forzados, ya sean para un patrón o el propio estado) estos no tendrán derechos, solo a trabajar en silencio.

    Solo hablan de mejorar la sociedad que ya tenemos para que los esclavos produzcan más, no para liberarnos.

    Salud!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay que escuchar todas las propuestas, no sólo las que los medios de incomunicación nos brindan. Hay quienes, en lugar de pasarse la vida maldiciendo la oscuridad la dedican a encender velas. Este hombre no habla de mejorar la sociedad existente, sino de acabar con el capitalismo, y en eso, que no es poco, estoy de acuerdo con él y con quienes él representa.

      Salud!

      Eliminar
    2. Hitler también quería terminar con el capitalismo, de hecho la extrema derecha es "anticapitalista".

      Salud!

      Eliminar
    3. La burguesía y los grandes capitalistas alemanes no sólo no fueron atacados por el nazifascismo sino que ganaron mucho con él. Que la Alemania nazi atacara antes a los países capitalistas que a la URSS puede dar pie al malentendido de que Hitler y los nazis eran "anticapitalistas". Sin embargo, muchas empresas capitalistas alemanas, que hoy en día perviven, se crearon durante el régimen nazi (ya que en la RFA salieron indemnes), algunas lucrándose directamente del exterminio de la población. De hecho la llegada al poder del partido nazi estuvo patrocinada por los grandes capitalistas alemanes, por la burguesía que, cuando ve amenazados sus intereses, su capital, desemboca de manera "natural" en el fascismo. Tanto éste como el nazismo son productos extremos de las crisis capitalistas de la primera mitad del siglo pasado.

      Salud!

      Eliminar
    4. Lo puse entre comillas, por supuesto que apoyan al capital, pero sus discursos dicen lo contrario, como los de falange... Por desgracia hay muchos obreros e hijos de obreros que creen que estos harán algo por ellos y entre eso y que les ofrecen un grupo con el que identificarse, se los ganan.

      Para mi, con el comunismo pasa igual, aunque los comunistas suelen ser más decentes, en la práctica lo que se consigue es un hiper-capitalismo similar al fascista en el que el estado es dueño de todo y los obreros son esclavos del sistema.

      Así una cosa es la teoría y otra lo que la historia con la URSS, china, Cuba... demuestra que es la práctica.
      (Y con todo eso no digo que el capitalismo socialdemócrata sea algo mejor).

      Salud! ( y anarquía)

      Eliminar
    5. ¿Hipercapitalismo en la URSS, en Cuba...? El mundo entero, sin excepción, está atenazado por los largos y poderosos tentáculos del capitalismo. La URSS en su momento y Cuba (aún hoy), con sus errores y sus aciertos, han sido bastiones incuestionables de resistencia.

      Salud y lucha!

      Eliminar
    6. ¿De resistencia de qué? ¿No había explotados y explotadores, no había una casta dominante y parásita, no había policía política?
      El capitalismo de estado es hipercapitalismo, no hacen falta empresas, la que en todos los demás países es la mayor empresa: el estado, aquí es además la única. ¿Que más da que te digan que te explotan por un motivo o por otro si lo hacen contra tu voluntad o peor aun te convencen para que lo hagas voluntariamente (como en la mayoría de países occidentales)?
      ¿que pasaba en la URSS si intentabas declarar en una empresa? -Te llevaban a Siberia, por tu bien, para reeducarte en el amor al partido y que entendieras que trabajabas a muerte aun viviendo en la miseria, para el bien común... y para que los altos funcionarios viviesen a cuerpo de rey.

      Salud!

      Eliminar
    7. Cierto, pero sólo en parte. Ni la URSS era el paraíso del proletariado, como su propaganda afirmaba, ni tampoco la morada del propio diablo, como sus adversarios proclamaban (y aún proclaman). Rusia es en 1917 uno de los países más pobres, con más hambre y analfabetismo del mundo, y en apenas cincuenta años se convierte en la segunda potencia mundial. Eso, evidentemente, es un logro del comunismo. Años y años de historia desvirtuada y propaganda han hecho que la visión mayoritaria de la gente sea la de una URSS tenebrosa y policial, cuando la realidad es que no era, en este sentido, peor que las democracias occidentales, con sus gulag's coloniales y su extremado clasismo.

      Salud!

      Eliminar
    8. Declarar una huelga, quise poner en el anterior.

      Por supuesto que no era tan mala, que se vivía mejor en muchos aspectos que en occidente, es algo que declaraban los que huían de la Alemania Comunista a la "democrática", cuando se encontraban algo muy diferente a lo que la propaganda les había vendido, pero eso no es lo que digo, digo que era capitalista, explotadora, imperialista y todo lo demás, como el resto. Era una gran mentira para mantener el equilibrio del mundo y la ilusión en la gran cárcel.

      Salud!

      Eliminar
  2. A mi me ha gustado eso de que decidan los que producen... Me parece un buen cirio, sí.
    Comparto, amigos.

    ResponderEliminar
  3. No entiendo por qué has colgado este vídeo promocional, no aporta nada, es el discurso del partido comunista desde que se fundó. Nada han cambiado, las mismas instituciones, los mismos jefes pero, en vez de ser jefes-propietario son funcionario-propietarios. El Estado propietario, no el Pueblo. Da igual a quién represente, el Estado no es el Pueblo como el Gobierno no es el Estado.
    ¿Porqué estado,-federal o central con sus tres poderes-, en vez de la simple Confederación de territorios autónomos? ¿Porqué consejos en vez de asambleas? Porque esto supone cambiar su modelo político.
    ¿Por qué no reorganizar el mercado? ¿Por qué no cooperativas viables y autónomas del estado? Porque esto supone cambiar su modelo económico.
    ¿Por qué no revolución social o integral? ¿Por qué jerarquías? Porque esto supone cambiar su modelo social.
    Y todo nos remite a su modelo: jerárquico-patriarcal.
    No han cambiado ergo no se producirán cambios más que nominales.
    Son muy muy cabezones, no atienden a razones. Estamos jodidos.
    Salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, Pablo, algo sí parece haber aportado el vídeo. Para empezar, tu comentario, inusualmente extenso y colmado de interrogantes. No me interesa la vertiente "promocional" del vídeo, sino lo que el entrevistado dice y defiende.
      Pero, permíteme recordar un histórico antecedente de la participación del anarquismo en el poder del Estado y de las razones aducidas por los/as anarquistas para dicha participación.

      Los anarquistas y el gobierno de la República.
      Reseña publicada por CNT
      http://fraternidaduniversal.blogspot.com.es/2011/06/los-anarquistas-y-el-gobierno-de-la.html

      "El 4 de noviembre de 1936 se producía un fenómeno único en la historia del movimiento anarquista mundial. Cuatro militantes de las organizaciones libertaria españolas accedían a cuatro carteras ministeriales en el gobierno de la Segunda República española presidido por Francisco Largo Caballero. Juan García Oliver, como Ministro de Justicia, Federica Montseny Mañé, como Ministra de Sanidad y Asuntos Sociales, Juan López Sánchez, como Ministro de Comercio y Juan Peiró Belis, como Ministro de Industria. Era la primera vez en la historia que los anarquistas accedían al poder del Estado desde instancias ministeriales, si bien desde septiembre de 1936 ya formaban parte del gobierno de la Generalitat de Catalunya.

      Dentro del panorama historiográfico se ha intentado explicar este fenómeno único en la historia. Desde obras generales del anarquismo hasta aquellas realizadas por los propios protagonistas y los militantes del momento. Podríamos destacar la César Martínez Lorenzo Los anarquistas españoles y el poder, que no deja de ser una justificación de la política del padre del autor, Horacio Martínez Prieto. O ya un trabajo de investigación, si bien pionero y embrionario, como el de Dolors Marín Ministros anarquistas. La CNT en el gobierno de la II República (1936-1939)

      Pero Juan Pablo Calero Delso nos adentra en un estudio pormenorizado y minucioso sobre la participación de los anarquistas en el gobierno de la República a través de su reciente obra El gobierno de la anarquía. A través de un trabajo de investigación bibliográfico y archivístico, Juan Pablo Calero comienza por abordar las relaciones entre anarquistas y República, remontándose a las conspiraciones contra la dictadura de Primo de Rivera. Los anarquistas, fuertemente perseguidos por la dictadura, participan de casi todos los complots para acabar con el régimen primorriverista. En algunas ocasiones lo hace de manera solitaria, pero en otras (a partir de 1925) considera que la inteligencia con los republicanos es fundamental para la finalidad del derrocamiento de la dictadura y de la monarquía de Alfonso XIII. Personajes como Mauro Bajatierra o Eusebio C. Carbó está en esos movimientos.

      No siendo partidarios de la República, los anarquistas participan y ayudan a su llegada. Cuando esta se proclama el 14 de abril de 1931, no se puede dudar que ha llegado precedida de un movimiento revolucionario. Y ahí los anarquistas se hacen partícipes. Su divorcio vendrá dado por las políticas sociales y laborales que la República emprende, que no son para nada satisfactorias para el conjunto de la clase obrera española."

      La realidad social, compañero, no es tan simple como las proclamas quisieran. Las circunstancias cambian y las estrategias, sin menoscabo de los principios, deben hacerlo también.

      Salud!

      Eliminar
  4. El PCPE es un partido de trabajadores, no lo niega nadie. Aliados naturales. Pero su determinación en tomar el poder del estado hace que desplieguen una serie de dinámicas que es de lo que me quejo.
    Para los anarquistas, que participásemos en el gobierno o no, la guerra acabó cuando los comunistas disolvieron las columnas y las colectividades. Y fueron ellos, y no los fascistas, así que los anarquistas que creyeron en la colaboración estaban equivocados, y deben reconocerlo, escriban los libros que escriban.
    Otra cosa es qué hubiese pasado sin colaboración, seguramente el mismo o peor fin, tampoco lo niega nadie.
    En cuanto a la actualidad, los comunistas de todas las tendencias quieren el poder del Estado, lo dicen ellos, de ahí no les vas a sacar. Harán lo que sea, y sobran ejemplos.
    El talón de Aquiles de los comunistas son sus jefaturas; repito: su modelo jerárquico-patriarcal. De esto se aprovechan los capitalistas para reventar sus organizaciones. Ellos se dan cuanta pero parece ser que no les importa.
    Entonces, a nosotros, como anarquistas, solo nos queda ahondar en nuestro programa: la Revolución Social, haciendo que el movimiento comunista se impregne desde abajo hasta que se transforme: subvertirlo. Porque desde arriba créeme que no va a cambiar; te lo dice Carmelo y cualquiera.
    En tal sentido y solo como ejemplo es curioso que potemos acepte, aunque sea nominalmente, los círculos. Ese es el camino, porque básicamente no hay otro.
    No quiero pensar lo que sería del PC si abandonase "las jefaturas", una máquina imparable, para bien o desgracia.
    Salud!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Precisamente por ser, como tú bien dices, aliados naturales, yo procuro profundizar en aquello que comunistas y anarquistas tenemos en común, que es menos de lo que quisiéramos, pero mucho más de lo que solemos pensar. Insistimos, con razón, en que es necesario organizarse y, en este sentido, he de decir que aprendí mucho de los comunistas durante el oscuro periodo de la dictadura, el PC era la única organización digna de tal nombre que supo resistir y operar en la clandestinidad. Toda aquella ardua y abnegada labor fue traicionada por los propios gerifaltes del PC durante la llamada Transición, pero eso, que no es culpa del comunismo ni de los/as comunistas, por desgracia sucede en todas las organizaciones. Tal vez me equivoque, pero es mi convicción que la unidad de la clase trabajadora, de los explotados/as por la oligarquía capitalista, es una prioridad de la que es preciso tomar conciencia. Hoy, como ayer, el tiempo y los acontecimientos apremian. Salud!

      En un mensaje dirigido el 16 de marzo de 1933 al Partido Socialista (PS), a la Unión General de Trabajadores (UGT), a la Federación Anarquista Ibérica (FAI) y a la Confederación Nacional del Trabajo (CNT), el Partido Comunista de España (PC) decía:

      «Todos los trabajadores, sin distinción de tendencias, deben unirse en un gran frente común para la lucha antifascista. Todos los trabajadores tienen el mismo interés vital en aniquilar en sus mismos gérmenes el peligro reaccionario, sus provocaciones funestas y sus preparativos de golpe de Estado. El ejemplo de Alemania debe servir de advertencia imperiosa para todos. Una dictadura fascista en España, si llegara a establecerse a causa de la insuficiente vigilancia y de la falta de unidad de los trabajadores, al desencadenar su terror sangriento no haría ninguna distinción entre los obreros socialistas, anarquistas o comunistas».

      Eliminar
    2. No había leído a Pablo, te vamos a dar trabajo, jeje.

      Es más o menos lo que intento decir yo.

      Por otro lado, los que se hicieron ministros, más que anarquistas eran Cenetistas y dejaron de ser cualquier cosa cuando entraron en el gobierno.
      La sociedad que tenemos, o las que hemos tenido, no pueden organizarse de modo muy diferente al que tuvieron o tienen, así que hay que pensar en un modelo completamente diferente, sin bancos, sin grandes empresas, sin ejércitos y hasta sin grandes concentraciones humanas.
      Es absurdo pensar que se puede parchear lo irreparable.

      Salud!

      Eliminar
    3. "Sin bancos, sin grandes empresas, sin ejércitos..." Es decir, sin capitalismo. ¿Cómo no voy a estar de acuerdo? La cuestión es ¿cómo se consigue eso? ¿Cuales son los primeros pasos hacia esa "nueva sociedad"? Definida la teoría y resueltas estas incógnitas, ¿cómo organizarse para la praxis? Porque, no disponemos de pócima ni fórmula mágica que, ipsofacto, convierta nuestros anhelos en realidad... a no ser que nos la planteemos con una pueril mentalidad holliwoodense.

      Salud!

      Eliminar
    4. Como hacerlo es simple y a la vez muy complicado, hay que disponer de suficiente gente con la capacidad de renunciar a todo lo que tenemos, a todo lo que nos esclaviza y nos enfrenta, a todo lo que nos separa de nuestra naturaleza humana.
      Personalmente pienso que algo así solo podría suceder tras una gran catástrofe, quizás tras una gran guerra, cuando se prefiriera empezar de cero que recuperar lo que se pudiera de lo destruido.

      Esta idea es similar a la que tiene otra gente, aunque con otras intenciones mucho peores para todos nosotros.
      Pregúntate que pinta la diosa Kali en medio del CERN o iluminando en su día en Empire state. La mayor amenaza para la humanidad puede ser su única oportunidad de salvación.

      Salud! (¿y paranoias?)


      Eliminar
    5. No nos confundamos, no estamos hablando de cooperar, que es una cuestión inevitable, incluso deseable, sino de qué pasa cuando se coopera: Rápidamente se organizan sus cúpulas sindicales para sacar rédito electoral y mantener sus cargos liberados, la llave de acceso al poder. No voy a empezar con ejemplos. Ellos mismos reconocen que las cúpulas no son las bases, que no les representan! Y siguen y siguen reiterando su modelo como Sísifo empuja la piedra. Es un problema de modelo, no de gente o voluntad. Es su talón de aquiles y de eso se sirve la derecha y la burguesía.
      En cuanto a "los primeros pasos hacia esa nueva sociedad" está muy estudiado, en cuanto se construye una correlación de fuerzas se debe dar una situación de doble poder, la cual implica unidad de la disidencia. Pero vuelve la contradicción fundamental de la izquierda: sin independencia no hay doble poder, desde el estado no hay doble poder, sino simplemente el poder monopolista el estado.
      En cuanto a la catástrofe mencionada por Piedra, no creo que haya más desgracia que la de vivir en un sistema que es consciente de que se autodestruye a marchas forzadas.
      Salud!

      Eliminar
  5. jijimorenqui del vallenqui2/17/2017

    Salutacions,

    Inclus el fascita-parasito de MuseoLini lo admitio: la conexion entre la gran hijodelcaputal y sus fachastoides intensionas:

    Michael Parenti Triple Header
    Program #PARM017-PARM032-PARM028.

    First Program: Fascism: The False Revolution

    Fascism is being mentioned more and more in the context of U.S. and European elections. It is a term that is bandied about often rather loosely. Orwell wrote that it is understood to be "something not desirable." But it is a complex political and economic synergy that has racism, force and nationalism as its animating matrix. It involves heavy doses of propaganda and media manipulation. Mussolini, in one of his more honest moments said, "Fascism should be more properly called corporatism, since it is the merger of state and corporate power." For Americans it is universally associated with despotic regimes in other countries. It can't happen here. Huey Long, the self-styled populist governor of Louisiana, once warned, "If fascism ever comes to America, it will come wrapped in an American flag."


    Parenti tiene un libro sobre "camisas rojas y camisas negras". Un audioen ingles sobre estello:

    http://www.radio4all.net/index.php/program/91012

    Summary: A talk given by the political analyst and author Michael Parenti in 1995 sounds almost as if it was given in 2017 in the context of European and US elections. In his 50 plus years of lecturing at major universities Parenti returned to the important connection between capitalism and fascism many times. Actually over 32,000 times if you believe the search engines.

    Fascism, as Mussolini said "..should be more properly called corporatism, since it is the merger of state and corporate power." And history, as told by Michael Parenti, shows that in all fascist societies, be it Italy, Germany, Japan, Spain, and into the present, corporate power increased. And that gain in power such as tax cuts, deregulation, subsidies for extraction of oil and minerals involves a loss of power, rights, environmental and workplace protection and wages for those who work for a living.

    Parenti, who grew up in an Italian-American working-class family in NY City and earned his PhD. in political science from Yale, was familiar with Benito Mussolini from childhood on. Some members of his working class family admired Mussolini, others were ready to fight Fascism in WWII. Parenti was not even a teen when the war was begun. 5 1/2 decades later he begins this lecture about the false revolution of Fascism with a brief history of the beginnings of the origins of Fascism in Italy and Germany.

    This talk was given to a standing room only audience of 1,200 in Berkeley, CA, on September 23, 1995. Come back for Part TWO of Fascism, The False Revolution,when TUC Radio returns.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos, Jijimorenqui, y gracias por tu interesante aportación.
      No he podido escuchar el audio de Parenti, al parecer no está disponible en el enlace que nos has dejado.

      Eliminar

ARREZAFE NO PUBLICARÁ COMENTARIOS ANÓNIMOS.